miércoles, julio 14, 2010

Nadie debería pedir permiso para ser...


Creo que ya va siendo hora de que la gente deje de pensar con el prejuicio religioso por delante y lo haga con los ojos de la realidad en la que viven. Entérense: Existe una sociedad que no salió de un libro de cuentos muy bonito llamado Biblia, en la que no habitan ciervos ni infieles, blasfemos ni santos, pecadores ni condenados; la habitan seres humanos, todos y cada uno con los mismos derechos que todos y cada uno, ni más ni menos. O acaso en esta era pueden seguir siendo tan soberbios como para creerse mejores o peores que el resto, respaldados en la palabra de un Dios que ni siquiera se dignó a ser el mismo para todos desde que el mundo es mundo y desde que las sociedades son sociedades. Guarden el dedo acusador para el espejo de cada mañana y la reflexión sobre sus propios actos. Guarden las santas escrituras como fábulas de buenas intenciones que cada quien interpreta como más le calza. Pero abran los ojos y observen cual es su verdadero mundo; que intentar detener lo que existe per se en la humanidad tildándolo de antinatura, es lo mismo que llevó a las aberraciones más grandes que nos preceden en la historia; casualmente en el nombre de la religión (cualquiera de ellas) siempre.

5 comentarios:

  1. laila, me alegra que te haya gustado mi relato.
    me gusta tu blog. saludos!

    ResponderEliminar
  2. Anónimo11:29 p. m.

    LAILA EU FICO FACINADA POR O VÔO DE SUAS PALABRAS. ENCANTADA ELLIS

    ResponderEliminar
  3. .
    en nombre de la santa religión los vampiros abren yugulares y sucursales de parásitos controlados por la misma marca registrada. el registro del sacrificio. el dar y el recibir en nomenclatura preestablecida desde antes de cualquier establecimiento. yacimiento: la posibilidad de salir del tiempo y el espacio para desde allí dictaminar lo que está bien y lo que está mal. señalar con el dedo índice, indicador, patrón de comportamiento. siempre está mal lo que hacen los otros -o lo que hacemos nosotros cuando no somos los mismos. ¿los mismos que quiénes? los mismos de los cuentos, que se transmiten de generación en regeneración. infiltración de muerte en la vida prometida. endiosa miento del pecado inventado... que jamás fue tan original.


    saludos mi encantadora Artista.

    ResponderEliminar
  4. Anónimo3:35 a. m.

    oh sabes ... el hombre es el unico animal que cree lo que inventa....besos

    ResponderEliminar
  5. Gracias por pasar Vic!

    Muito obrigado!

    Amen mi noble Arlequin!

    Ya es tiempo de que el hombre evolucione...

    ResponderEliminar